92.7 Copiapó y Tierra Amarilla / 103.3 Caldera y litoral / 103.1 Chañaral

domingo, 14 de marzo de 2021 a las 20:15

ISP afirma que no existe evidencia suficiente sobre problemas de AstraZeneca y descarta adoptar alguna medida sanitaria

El Instituto de Salud Pública (ISP) informó esta tarde que "no existe evidencia suficiente" para asegurar que la vacuna AstraZeneca ha provocado los trombos en quienes la han recibido en Europa, por lo que descartó adoptar alguna medida sanitaria en el país. Naciones como Dinamarca, Noruega, Islandia, Bulgaria, dejaron de aplicar temporalmente la fórmula, tras detectarse problemas de coagulación en personas que la habían recibido, a la espera de los resultados de la investigaciones pertinentes.

"De acuerdo a la información revisada, actualmente no existe evidencia suficiente para asegurar que los eventos tromboembólicos presentados estén asociados a la administración de la vacuna, por lo que no se justifica la adopción de alguna medida sanitaria en nuestro país", manifestó en un comunicado. El organismo recordó que esta fue autorizada provisionalmente para su uso de emergencia en Chile, pero aún no se ha dado inicio a su importación, distribución y uso.

El ISP señaló que, tras el anuncio de la suspensión temporal del uso de la vacuna en algunos países miembros de la Unión Europea, solicitó antecedentes al laboratorio farmacéutico, "ante lo cual señalaron que se realizó un análisis de los datos de seguridad de más de 10 millones de registros, sin demostrar evidencia de un mayor riesgo de embolia pulmonar o trombosis venosa en los grupos vacunados". En paralelo a estas gestiones, el organismo aseguró que contactó a la Agencia Europea del Medicamento (EMA) "desde donde se ha señalado que no hay indicios de que la vacunación haya causado los eventos presentados y que corresponden a un lote especifico reportado por Austria, país que, de manera preventiva, suspendió su uso mientras investiga dos eventos de reacciones presuntamente atribuibles a la inoculación".

"Es importante recalcar que la posición del comité de seguridad de la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) es que los beneficios de la vacuna superan sus riesgos y la vacuna puede continuar administrándose, mientras se realiza la investigación de los casos de eventos tromboembólicos. En esta misma línea, las agencias de España, Reino Unido, Francia y Australia, continúan su programa de inmunización con la vacuna SARS CoV-2 de AstraZeneca", indicó. Finalmente, el Instituto de Salud Pública señaló que desde la Agencia Nacional de Medicamentos (Anamed) y el Subdepartamento de Farmacovigilancia "continuará monitoreando la información de seguridad que se genere en relación a estos eventos, con el objetivo de mantener actualizado el perfil beneficio/riesgo de esta vacuna". Y destacó que el Centro Nacional de Farmacovigilancia (CNFV) mantiene el control y seguimiento de los Eventos Supuestamente Atribuido a Vacunación o Inmunización (ESAVI), siendo prioridad las vacunas de Pfizer y Sinovac que actualmente se están utilizando en el país. "Los profesionales de la salud que trabajen en un centro asistencial y que tengan conocimiento de la presentación de un ESAVI, deben enviar el reporte directamente al Centro Nacional de Farmacovigilancia del ISP dentro de los plazos establecidos", dijo el director (S) del ISP, Heriberto García.