La vacuna no será obligatoria en Alemania hasta mediados de este año 2022

La vacunación obligatoria no podrá entrar en vigor en Alemania hasta mayo o junio de este año, como mínimo, en lugar de a principios de marzo como había prometido el nuevo canciller Olaf Scholz, cuya hoja de ruta no será posible cumplir.

Una de las razones es el calendario de sesiones del Parlamento que, salvo que se convoquen plenos extraordinarios, no permitirá que la ley se apruebe antes de abril.

Más allá de esto, la necesidad de crear un registro de vacunación centralizado demoraría por lo menos hasta junio con la posibilidad de una entrada en vigor, según el diario Tagesspiegel, que además cita hoy «complejidades jurídicas» como otro factor que podría retrasar el proyecto, de acuerdo con fuentes de la coalición.

A finales de noviembre del año pasado, poco antes de tomar posesión como canciller, Scholz afirmó en una entrevista en la cadena pública ZDF que la vacunación obligatoria debería entrar en vigor a más tardar «a principios de marzo».

No obstante, la fecha de un primer debate orientativo sobre el tema fue atrasada en el Bundestag a la última semana de este mes, tras la que la Cámara Baja entrará en receso por vacaciones.

Se estima que la primera fecha en la que los diputados podrían tomar una decisión sobre la vacuna obligatoria sería el 14 de marzo, pero la Cámara Alta, el Bundesrat, que debe darle validez, no volverá a congregarse hasta el 8 de abril.

Según indicó a Tagesspiegel Dirk Wiese, responsable de la discusión de la vacuna obligatoria del grupo parlamentario socialdemócrata, el objetivo ahora es que el proyecto de ley salga aprobado del Bundestag a finales del primer trimestre.

Wiese añadió que, de todas formas, la vacuna obligatoria no tendría gran efecto a corto plazo, sino que se trata «de una precaución para el otoño y el invierno próximos».

A pesar de que Scholz reafirmó el viernes su intención de sacar adelante el proyecto, la oposición conservadora le acusa de falta de liderazgo y de retrasar su implementación ante la postura ambivalente del Partido Liberal (FDP), uno de los socios de coalición de los socialdemócratas junto con los verdes.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp